¿Estás pensando en dejar el alcohol?
¿Estás pensando en dejar el alcohol?
Cada vez más personas están reevaluando su relación con la bebida. AMOS BARSHAD explica qué hay detrás de esta nueva ola de sobriedad.
Por Amos Barshad

LA PRIMERA VEZ que escuché el concepto de dejar de beber por un mes fue con mis amigos del basquetbol después de un partido en Nueva York. Era una noche de invierno hace más de una década y estábamos comiendo sándwiches de pollo. Uno de ellos explicó que después de un periodo de excesos, tal como el fin del año, le gustaba tomarse un mes entero para desintoxicarse. Se escuchaba prometedor, como el camino hacia una vida más sana y limpia, particularmente en el contexto en que se dio la conversación, después de hacer ejercicio. Resulta que ese tipo sudado estaba lleno de sabiduría.

En la actualidad, el concepto ya no parece tan exótico. De hecho, muchas personas hacen lo que se conoce como “Dry January” o “Sober October”, aunque el mes en el que se haga es lo de menos, tanto febrero como junio o septiembre son buenas opciones, el punto es la experiencia.

Considero que tengo una relación bastante buena con la bebida. En pocas palabras: soy un fanático. No comencé a beber cuando era adolescente, fue hasta que cumplí 21 años y me mudé a Nueva York que me enamoré de los bares y las cosas que pueden suceder en ellos. Conocí a algunos de mis mejores amigos ese año. También vomité mucho más en ese año que en el resto de mi vida. Con el tiempo, he calibrado mis elecciones e incluso probé con distintas drogas, desde las introductorias hasta algunas más duras, pero regresé a mi conclusión inicial: en el alcohol tengo el único vicio que podría desear. Y, sin embargo, también me he dejado llevar por la moda de la sobriedad temporal: he formado parte del “enero seco” tres años seguidos. Y más allá de eso, la sobriedad se ha convertido en un estilo de vida, denominado “sober curious”, un término popularizado por la autora y presentadora de podcasts Ruby Warrington en su libro de 2018 del mismo nombre. Estas personas no sólo hacen el enero seco, también pasan tiempo en bares de sobriedad, bajan podcasts y apps de sobriedad y consumen contenido de autodenominados gurús de la sobriedad. “Siento como que el alcohol es el nuevo tabaco”, dice Warrington. “Fumar era completamente aceptable socialmente hace 20 años. Dos décadas después, la gente consume alcohol de una forma muy distinta”.

Mientras ha crecido la popularidad del concepto de dejar de beber durante un mes, y con él la tendencia “sober curious”, también ha habido algo de controversia. Si lo has intentado lo sabes. Algunas personas lo entienden, pero si rechazas una bebida durante enero, alguien declarará, como si te hubiera descubierto, “¿Estás haciendo enero seco?”. Debes estar listo para defender tu decisión en todos los frentes.

Para mí, eso tiene todo el sentido: la rápida expansión de la ola “sober curious” le ha brindado un aura de psicosis en masa. Estamos hablando de millones de personas, la mayoría de las cuales no creen tener un problema con el alcohol, que están dejando de beber. ¿Por qué alguien dejaría de beber voluntariamente?

articleRead

You can read upto 3 premium stories before you subscribe to Magzter GOLD

Log-in, if you are already a subscriber

GoldLogo

Get unlimited access to thousands of curated premium stories and 5,000+ magazines

READ THE ENTIRE ISSUE

Febrero - 2020