Un Chef Con Mucho Sabor
Cosas|Febrero 2019
Un Chef Con Mucho Sabor

Sus ganas de viajar y comerse al mundo motivaron a Alejandro Fuentes a buscar la carrera ideal para así poder perseguir sus sueños, lo que no sabía es que esa búsqueda lo llevaría a descubrir su verdadera pasión, la de ser un chef con reconocimiento internacional

Andrea Hernandez

Su vida de pequeño en Villa Guerrero, un pueblo del Estado de México, no fue nada sencilla, tenía que trabajar bajo el duro rayo del sol ayudando a su padre en las labores del campo, cultivando flores, también se dedicó durante muchos años a vender paletas para poder pagar sus estudios.

“Desde sexto de primaria y hasta acabar la preparatoria vendí paletas. Lo hacía en la calle junto con mi hermano, con el que crecí, en los jaripeos, afuera de las iglesias, los domingos, durante años así nos ganamos la vida y pagamos los estudios”, recuerda el Chef Alejandro.

—¿Cuándo decidiste que querías cocinar?

—Yo me quise dedicar a la cocina porque trabajar en el campoes pesadísimo, bajo el sol, con hambre, sed, con los fertilizantes, es una vida muy difícil, a mi papá le gustaban las noticias del radio y una vez hablaban de París, y yo dije ‘cómo será esa ciudad, yo tengo que estar ahí, tengo que vivir en una gran ciudad, porque yo para el surco no soy’.

—¿Y entonces qué hiciste?

articleRead

You can read up to 3 premium stories before you subscribe to Magzter GOLD

Log in, if you are already a subscriber

GoldLogo

Get unlimited access to thousands of curated premium stories, newspapers and 5,000+ magazines

READ THE ENTIRE ISSUE

Febrero 2019