Sólo nos queda mantenernos firmes, dicen los indígenas chiapanecos
Revista Proceso|January 05, 2020
Sólo nos queda mantenernos firmes, dicen los indígenas chiapanecos
El doctor Gerardo González, quien durante los primeros años de la insurrección zapatista formó parte del cuerpo médico del EZLN y hoy trabaja en la selva chiapaneca, comenta a Proceso que la propuesta del Tren Maya complica más la situación en la entidad, donde se vive una crisis de migración, violencia, asaltos en las carreteras y el fortalecimiento del narcotráfico en la zona norte colindante con Tabasco. Por eso, dice, es un error concentrar todo en la contradicción que existe entre el zapatismo y el Estado.
Por José Gil Olmos

El mensaje del Subcomandante Moisés

Un año después de la ceremonia indígena efectuada en Palenque, donde se ubica el rancho La Chingada, del presidente Andrés Manuel López Obrador, las animadversiones za patistas contra el proyecto del Tren Maya suben de tono.

El pasado 31 de diciembre por la noche, el subcomandante Moisés, que hace seis años y medio sustituyó al subcomandante Marcos como vocero del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN), insistió en que ese proyecto atenta contra las tierras de las comunidades indígenas y advirtió que las defenderán hasta con su vida.

El doctor Gerardo González, quien formó parte del equipo médico del subcomandante Marcos en los primeros meses de la insurrección de 1994, sostiene que, pese al descontento generalizado, los zapatistas –el EZLN tiene 43 municipios con gobierno autónomo– ya no portan las armas desde hace años ni han mostrado intenciones de enfrentarse de nuevo al gobierno.

–Pero con las declaraciones del subcomandante Moisés de que darían la vida para defender la tierra, los zapatistas dan la impresión de que regresan a las armas –pregunta el reportero al doctor González.

–Creo que no va a suceder… Nadie puede prever una radicalización en términos militares; es claro que las declaraciones son políticas, autogestivas. Su radicalidad está en la construcción de una ruta de autogobierno con proyectos agrícolas autogestivos y los trabajos colectivos que están construyendo.

–¿Se descarta entonces una confrontación armada a pesar de que Moisés dijo que darían la vida por defender su tierra?

–Así es, en un sentido metafórico es claro que la van a defender, van a dar la lucha por la tierra como otros que lo están haciendo.

No obstante, el excolaborador de los zapatistas admite que la propuesta del Tren Maya complica más la situación en Chiapas, donde se vive una crisis de migración, violencia, asaltos en las carreteras y el fortalecimiento del narcotráfico en la zona norte colindante con Tabasco.

Asamblea regional en Tenosique

La “Cuarta Aniquilación”

De acuerdo con el proyecto del Tren Maya, sólo una mínima parte de 50 kilómetros pasará por zona de influencia zapatista en el municipio de Palenque, Chiapas, y en Escárcega, Campeche, pues el resto de los mil 500 kilómetros de las vías irán por los estados de Tabasco, Quintana Roo y Yucatán.

Se prevé que el costo será de más de 7 mil millones de dólares, con la participación de iniciativa privada nacional y extranjera. Según el director del proyecto, Rogelio Jiménez Pons, titular del Fondo Nacional de Turismo (Fonatur) estará listo en 2023.

articleRead

You can read up to 3 premium stories before you subscribe to Magzter GOLD

Log in, if you are already a subscriber

GoldLogo

Get unlimited access to thousands of curated premium stories, newspapers and 5,000+ magazines

READ THE ENTIRE ISSUE

January 05, 2020