NO LE HAN PAGADO AL ENTRENADOR CUBANO La odisea de Juan Alexis Salazar
Revista Proceso|September 27, 2020
NO LE HAN PAGADO AL ENTRENADOR CUBANO La odisea de Juan Alexis Salazar
Avecindado en México desde hace ocho años, el entrenador cubano Juan Alexis Salazar reclama a la Federación Mexicana de Esgrima y a la Conade el pago de sus servicios, remuneración que dejó de percibir hace nueve meses a causa de la pandemia. Ha recurrido a ambas instancias, donde sólo lo traen a vueltas; lo peor, dice, es que no firmó contrato, lo que hace más difícil su reclamo. Aun así, dice estar dispuesto a reclamar sus derechos como entrenador nacional, a sabiendas de que la Conade tampoco les ha pagado a varios de sus colegas.
RAUL OCHOA

Salazar. “Soy la voz de los que temen hablar”

Entrenador de la selección nacional de esgrima en la modalidad de espada femenil, Juan Alexis Salazar –quien se dice “desertor” cubano– reclama a la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade) el pago de sus salarios de los últimos nueve meses.

En su carácter de agente libre y con ocho años de residencia en el país, Salazar ha decidido emprender su propia lucha en los tribunales contra las autoridades responsables: la Conade y la Federación Mexicana de Esgrima (FME), presidida por Jorge Castro Rea.

Con siete años como entrenador nacional, Salazar ocupó hasta marzo pasado una de las habitaciones del Centro Nacional de Desarrollo de Talentos Deportivos y Alto Rendimiento, administrado por la Conade. Pero las instalaciones permanecen cerradas a raíz del brote de coronavirus.

Ahora, sin hogar y sin recibir el pago por los servicios prestados, Salazar sobrevive dando clases particulares, si bien admite que por la pandemia el número mermó de nueve a tres alumnos. De momento se aloja en el departamento de su exnovia, mientras ultima detalles de la querella que emprenderá contra los presuntos responsables de su situación.

“Me considero un entrenador nacional de un país que necesita todo tipo de atención: en realidad nunca he tenido ninguna clase de prestaciones, y así lo han hecho siempre con todos los entrenadores de selecciones nacionales”, sostiene el cubano.

Y agrega: “Soy un desertor. Ya nada tengo que ver con Cuba”. Lo dice sin rubor. “A mí no me van a censurar porque voy a seguir hablando. No tengo temor a nada en realidad. Si voy a morir o si me van a causar un daño, es que ya estaba en mi camino. Simplemente quiero dar batalla… Si estamos en un país, como México, en el que uno puede alzar la voz, quiero ser esa voz”.

Todo empezó en enero pasado, cuando el entrenador exigió a la Conade los pagos de sus salarios correspondientes a los meses de octubre, noviembre y diciembre de 2019.

Un caso que nadie atiende

En entrevista con Proceso, Juan Alexis asegura que los encargados del área en la Conade se comprometieron a cubrirle sus remuneraciones. Al no recibirlas, evidenció el incumplimiento del organismo en su cuenta de Twitter.

De esa manera, en enero pasado la Conade no sólo efectuó el pago al entrenador, también cubrió los pendientes que tenía hasta ese momento con el resto de los entrenadores.

Por esos días se reunió con Sergio Monroy y Arturo Contreras antes de que éstos fueran despedidos por los escándalos de corrupción. El primero fue cesado de la Subdirección General a principios de septiembre como implicado –junto a la directora de la Conade–, entre otros delitos, en asociación delictuosa y soborno en agravio de la empresa denominada Cocinas Industriales Multifuncionales de Calidad.

articleRead

You can read up to 3 premium stories before you subscribe to Magzter GOLD

Log in, if you are already a subscriber

GoldLogo

Get unlimited access to thousands of curated premium stories, newspapers and 5,000+ magazines

READ THE ENTIRE ISSUE

September 27, 2020