Mika
Rolling Stone - México|Noviembre 2019
Mika
El cantante habla sobre la hipocresía de la industria, las salvajes historias que se develan en las giras y su necesidad perversa de convertir la tristeza en felicidad
MICHELLE ANGELL

Mika está a punto de subir al escenario. Pero lleva dos días enfermo. Se muestra confiado y aunque sus manos están alrededor de su garganta mientras habla, contesta las preguntas con una gran sonrisa. “Tomé una decisión contundente para este álbum. Decidí que no iba a trabajar en estudios comerciales, quería hacer un disco que se sintiera completamente retraído de la industria y sus procesos mecánicos. No quería escribir con personas que trabajaran en dos sesiones en un día, me parecía totalmente aburrido”, confiesa Mika sobre su nuevo material de estudio, My Name Is Michael Holbrook. “Sólo quería escribir en un contexto que se sintiera como casa, quería que fuera personal de principio a fin”, afirma.

¿Cuál crees que es la raíz del éxito de tu música?

Aceptar que la música que hago es engañosa. Es divertida, es melódica; es pop, pero el argumento principal es que es honesta y profundamente alternativa. No juzga y eso es lo que más quiero proteger: mi rebelión contra lo comercial, por más pop que parezca.

¿Cómo logras tener esa consistencia?

articleRead

You can read up to 3 premium stories before you subscribe to Magzter GOLD

Log in, if you are already a subscriber

GoldLogo

Get unlimited access to thousands of curated premium stories, newspapers and 5,000+ magazines

READ THE ENTIRE ISSUE

Noviembre 2019