Switch to previous version of Magzter
WELCOME TO THE NEW WORLD ORDER
WELCOME TO THE NEW WORLD ORDER
Uno de los casos más perturbadores y atroces de la historia fue el proyecto MKUltra: la serie de experimentos llevados a cabo por la CIA que hacen que una persona olvide lo que es y se convierta en un títere. Hoy día ha llegado a la cultura pop y detrás de los peores crímenes.
Alberto Ortega Gurza

Durante la Guerra Fría, que se desató después de la Segunda Guerra Mundial, la CIA puso en marcha un programa para desarrollar técnicas de control mental, al que nombró como MKUltra.

El plan del gobierno de Estados Unidos era que, una vez determinada la manera para controlar la mente y la voluntad de las personas, utilizaría esa maléfica tecnología para lograr que los individuos relacionados con el gobierno o el ejército de los países enemigos lo confesaran todo durante los interrogatorios, como robots diseñados para recibir órdenes. Ése fue el motivo y la razón de ser de la creación de este proyecto antiético, inhumano e ilegal desde todos los puntos de vista.

Si bien no llegó a alcanzar las expectativas del gobierno ni a considerarse ‘completado’, sí logró provocar bastantes daños físicos y mentales –y en algunos casos hasta la muerte– a las numerosas personas que, a lo largo de 20 años, fueron utilizadas como conejillos de indias.

Cuando el proyecto fue descubierto y mediatizado, estalló uno de los más grandes escándalos del gobierno estadounidense. En medio de demandas e indignación pública fue cancelado oficialmente en 1973. Sin embargo, desde entonces, el nombre “MKUltra” fue adoptado como apodo genérico para hablar del control mental.

CÓMO CONTROLAR LA MENTE…

La CIA consideró que el LSD era la droga perfecta de ‘la verdad’, ya que garantizaba que quien la consumiera confesaría cualquier información contenida en su cerebro, incluso aquellas cuestiones archivadas en las capas más profundas del subconsciente. Otras sustancias utilizadas fueron heroína, morfina y cannabis.

En los experimentos solían drogar al sujeto para mantenerlo dormido por días, mientras que se le aplicaban electroshocks. Con el paso del tiempo todos sus recuerdos y emociones habrían desaparecido. A partir de esto se desarrolló la manera de eliminar por completo la personalidad para sustituirla por nuevos pensamientos y comportamientos. Otro de los procedimientos consistía en emitir sonidos a una frecuencia científicamente lograda con el objetivo de provocar la “conmoción cerebral perfecta”. Tras un periodo prolongado, la memoria de la persona quedaba borrada para siempre.

Pacientes que llegaban al hospital con el fin de ser atendidos por desórdenes, como ansiedad o depresión posparto, eran elegidos arbitrariamente.

VÍCTIMAS FAMOSAS

Uno de los voluntarios fue el escritor Ken Kesey, autor de la novela One Flew Over the Cuckoo’s Nest, que, tras ser adaptada al cine, ganó cinco premios Oscar.

Kesey confiesa que como universitario se sumó a las filas de MKUltra por su interés en el consumo de drogas. Décadas más tarde descubrió la verdad y lo definió como un infierno en vida: “No fue creado para ayudar a sanar a los pacientes con problemas mentales, sino para volver locas a las personas, debilitarlas y también con el propósito de quedar bajo el control absoluto de alguien más”.

El abogado defensor de Sirhan Sirhan, asesino material del presidente John F. Kennedy, asegura que su cliente operó bajo la influencia de esas técnicas de control.

ESTRELLAS POP

La CIA creó un monstruo que no desaparecerá. Hay un grupo de personas (Conspiracy Theorists) que insiste vehementemente en la existencia de una élite sombría: los Illuminati, que trabaja sin descanso para alterar la realidad y crear un “nuevo orden mundial”.

Continue Reading with Magzter GOLD

GoldLogo

Get unlimited access to thousands of curated premium stories and 5,000+ magazines

READ THE ENTIRE ISSUE

Enero 2020